Converse con nosotros

Mi nombre es y me gustaría contactarlos para

.


Proyecto de consultoría

Trabajo en y estamos interesados en realizar un proyecto de . Con esta solución buscamos:

Me pueden contactar al y .


Explorar oportunidades de trabajar en HC

Estoy interesad@ en trabajar en . Pueden conocer mi perfil profesional en: o revisar mi hoja de vida

Me pueden contactar al y .


Resolver una inquietud

Soy de y y estoy interesado en resolver la siguiente inquietud

Me pueden contactar al y .


Marca Empleadora
cómo ganar en el terreno del talento

Escrito por: María Paula Ospina Perdomo, Directora de Consultoría de Human Capital

Durante años se ha puesto sobre la mesa la importancia de generar una conexión con las marcas, una que trascienda en el tiempo y que permita construir relaciones de largo plazo con los clientes. Incluso hoy, las compañías más representativas en el mundo han logrado crear un estilo de vida que marca tendencia y que conecta a sus públicos de interés desde una perspectiva emocional que evoluciona en el tiempo y se hace cada vez más estrecha, blindando la posibilidad de que estos segmentos se acerquen a su competencia, entendiendo que lo que ofrecen responde exactamente a su momento de vida, gustos y necesidades.

Hoy las empresas que quieran competir en las grandes ligas y construir una experiencia verdaderamente diferencial en el mercado, deberán enfocarse no solo en el cliente externo, sino también en su gente, tomando en consideración el poder y el impacto que puedan producir los resultados de un equipo no solo comprometido con la marca sino enamorado de un propósito común.

Pero por qué hablar de este tema cuando los retos de las organizaciones giran alrededor de asuntos financieros, cómo ser más eficientes en cuanto a costos, cómo innovar en productos y servicios y hacer de la experiencia del cliente algo extraordinariamente diferencial y cómo lograr tener un negocio más rentable, y sostenible en línea con la visión y misión definida. Pues la respuesta es simple, porque hacer realidad todos estos retos depende directamente de la gente.

Ser exitoso en la actual economía global del conocimiento requiere de creatividad, adaptabilidad y compromiso con el talento, no solo para competir en el mercado actual, sino para asegurar el futuro de la organización.

La velocidad con que se transforma el entorno laboral y, por supuesto, las generaciones que conviven en él, ponen sobre la mesa una discusión permanente sobre cuál es la mejor forma de lograr convertirse en un empleador de referencia y, así, no solo atraer sino fidelizar a esta siguiente generación de talentos.

Son las personas las que, al final, transmiten la esencia de la compañía, las que hacen realidad las metas y los objetivos de negocio y, en esta línea, los mejores embajadores ante los clientes.

Pero ser embajador de una marca debe resultar de un ejercicio auténtico de fidelización en el que quienes forman parte de nuestra organización realmente sientan que están en el lugar donde desean desarrollarse, proyectar y aportar su mayor valor posible.

En esta línea, las organizaciones que quieran competir por los mejores, deberán concebir su fuerza laboral de manera distinta, entendiendo que son ellos quienes escogen con quién trabajar bajo criterios cada vez menos intuitivos y más técnicos frente a la definición de lo que significa un lugar de trabajo ideal. Esto no solo se relaciona con los procesos asociados a la gestión del talento, sino también con la reputación que la compañía tenga en el mercado.

Son individuos con realidades y expectativas diferentes, con cualidades y aptitudes diversas, pero, sobre todo, con motivaciones distintas y en la medida en que las compañías sepan cómo responder a esas motivaciones, los resultados serán completamente diferentes.

En este contexto, la marca empleadora hoy pasa a un primer plano si se concibe como la imagen de la organización proyectada a través de los comportamientos, actitudes y acciones de sus empleados.

Es una tendencia que estamos llamados a abordar en el hoy y no en el largo plazo, sobre todo para entender si en esta constante lucha por el talento somos una opción laboral atractiva en el mercado y si nuestra gente siente que está o no en uno de los mejores lugares para trabajar.

Se constituye una de las herramientas más poderosas para asumir los cambios y requerimientos del entorno teniendo como respaldo un equipo sólido y comprometido que responde efectivamente ante una propuesta de valor que reúne los atributos tangibles e intangibles de una organización, que, coherente entre su decir y actuar, construye una identidad que fortalece la percepción y el reconocimiento por parte de los diferentes stakeholders.

Descarga el libro digital en: https://bookboon.com/es/marca-empleadora-como-ganar-en-ebook